5 min. de Lectura

La Microdoncia y la Macrodoncia son anomalías dentales usualmente ignoradas. A menos que sea por motivos estéticos, los pacientes suelen pasar por alto esta diferencia anormal en el tamaño de sus piezas dentales.

Los dientes muy grandes o muy pequeños suelen tener origen hereditario o ambiental. Estas anomalías suceden entre la sexta y octava semana de gestación; etapa en la que el saco dentario, papila dentaria y el órgano dentario se transforman y se genera el esmalte, dentina y cemento.

Si tienes dudas de tener Microdoncia o Macrodoncia, tranquilo. De acuerdo a datos recopilados por la revista científica Scielo en su artículo Odontoestomatología, volúmen 20, número 32, de diciembre de 2018: “las anomalías morfológicas dentarias son comunes y se presentan con una prevalencia de 74,7%”. 

Entérate cómo se presentan estas condiciones y si tienen solución.

¿Qué es la Microdoncia?

La Microdoncia no es otra cosa que dientes más pequeños o de tamaño inferior a lo habitual. La Microdoncia generalizada (es decir, en todas las piezas dentales) rara vez sucede y suele asociarse con una disfunción de la pituitaria. 

En cambio, la Microdoncia parcial o aislada sí es común y suele afectar los incisivos laterales superiores o los terceros molares. Existe una relación directa entre la Microdoncia y la ausencia congénita de dientes (agenesia).

Cómo saber si tengo Microdoncia

Para un profesional dental, la Microdoncia se evidencia por una reducción entre el diámetro de la corona dental y/o alteración de los márgenes gingivales; en otras palabras, los dientes tienen una anatomía apropiada pero son pequeños.

La Microdoncia tiene un fuerte predominio femenino y es más frecuente que ocurra en dientes permanentes.

Existen tres tipos de Microdoncia:

  • Parcial: Solo afecta a una pieza dental. Generalmente se presenta en los incisivos centrales superiores, premolares o terceros molares.
  • Generalizada: Todos los dientes tienen un tamaño inferior a lo normal. Está ligado a trastornos genéticos como el enanismo hipofisario.
  • Relativa: El tamaño del maxilar hace parecer que las piezas dentales son más pequeñas.

 

Consecuencias

La Microdoncia afecta los espacios en el arco; sea por falta o exceso de espacio, su longitud se ve desfavorecida. Esto no solo representa un problema estético, sino que también puede llevar a una maloclusión, por reposicionamiento del diente.

¿Se puede curar la Microdoncia?

Sí, aunque los casos de Microdoncia rara vez presentan una afección de salud, puede corregirse esta condición.

El especialista que lleve tu caso tomará en consideración tanto aspectos estéticos como funcionales; dependiendo de la gravedad, podrá emplear resinas compuestas. También suelen colocarse carillas o coronas, para obtener una sonrisa más armónica. 

En casos severos, se podría indicar ortodoncia junto con tratamientos restauradores para cerrar los espacios prominentes entre dientes.

Microdoncia o dientes más pequeños de lo normal

Foto de Andrea Piacquadio en Pexels. Licencia CC0

¿Qué es la Macrodoncia?

La Macrodoncia, al contrario de la Microdoncia, se refiere a dientes más grandes de lo normal. La de tipo generalizada es inusual, al igual que la Microdoncia; incluso la localizada.

Esta alteración puede confundirse con la fusión (cuando en la etapa de formación de los dientes dos terminan creando una pieza dentaria única). 

Cómo saber si tengo Macrodoncia

En contraste, con la Microdoncia, la Macrodoncia en uno o más dientes tiene predominio masculino. Los dientes que son más grandes de lo normal suelen tener una anatomía más compleja. 

Existen dos tipos de Macrodoncia:

  • Parcial: Afecta los dientes de manera aislada. Habitualmente, caninos, incisivos o terceros molares. Es el tipo más frecuente.
  • Total: La alteración se presenta en todos los dientes. No es habitual; está relacionada con enfermedades del desarrollo. 

Consecuencias

La Macrodoncia representa básicamente un problema de tipo estético. Los dientes de tamaño inusualmente grandes pueden causar apiñamiento o mal posicionamiento de las piezas dentales.

Es poco factible que predisponga al paciente a padecer enfermedades bucodentales como caries o periodontitis.

La ortodoncia es recomendada para la macrodoncia

Foto de Cedric Fauntleroy en Pexels. Licencia CC0

 

¿Se puede curar la Macrodoncia?

Actualmente, existen múltiples técnicas para remodelar y mejorar el gran tamaño de las piezas dentales. Entre ellos: resinas compuestas, carillas o coronas.

Para mejorar el aspecto de tu sonrisa, se indicará ortodoncia. Un tratamiento que tradicionalmente era llevado con recelo por lo poco estético; sin embargo, hoy en día, hay alternativas más efectivas y discretas.

Consulta odontológica: Ortodoncia o carillas dentales

Será luego de un diagnóstico multidisciplinario (valoración por periodoncia, ortodoncia, rehabilitación y endodoncia) que el médico que lleva tu caso indicará el tratamiento adecuado.

Como pudiste leer, tanto para la Microdoncia como para la Macrodoncia están indicadas la ortodoncia y las carillas. La decisión se tomará sólo después de una exhaustiva valoración.

Conclusión

Al visitar al odontólogo por motivos estéticos quizás te enteres que tienes Microdoncia o Macrodoncia y no lo sabías. Esta alteración en el tamaño de uno o varios dientes no suele acarrear problemas de salud.

Es por ello que las visitas periódicas al odontólogo son tan importantes. Cuidar de nuestra salud bucodental empieza por la prevención. En DentiSalud nuestros especialistas te apoyarán en tomar la mejor decisión para mejorar tu sonrisa.

Contamos con los mejores materiales, para reparar tu diente, prótesis de aspecto más natural y alternativas ajustadas a tus expectativas y presupuesto.

 

En caso de requerir ortodoncia, las distintas opciones existentes lograrán el resultado que esperas y serás tú en conversación con el especialista quien decida. Solicita tu cita para que salir de dudas y tener una valoración adecuada. 

Si te gustó este artículo, tal vez podrían interesarte estos:

¿Qué es la oclusión dental y cómo se trata?

El antes y después de un diseño de sonrisa

Tipos de dientes y muelas. Conoce sus funciones